Ne paniquez pas

Kiko Vega

¿Y para cuándo un juego de fútbol realmente bueno?

Estoy hasta los huevos. Desde mi más tierna infancia he jugado a todos los videojuegos de fútbol habidos y por haber. Creo que el primero fue Nintendo World Cup, que demostraba que se podía jugar durante horas a un (no) simulador de fútbol con música de ocho bits. Después, muchos más: Super Soccer, Striker (con el añadido del molón fútbol sala tróspido sin fueras de banda), Sensible Soccer (uno de los más grandes, aunque el balón fuera del tamaño de una pelota de Nivea),  Libero Grande, PcFútbol (todos éramos mánagers)… la lista es infinita. Recreativas, Neo Geo, 16 bits, 32 bits, 64 bits… ISS y Fifa ya competían entonces, y casi siempre ganaba Konami. A…

Continue Reading